FSC emprende un proyecto de formación y empleo dirigido a jóvenes migrantes próximos a la emancipación con cargo al 0,7% del IRPF

Con este programa, la Fundación Salud y Comunidad (FSC) pretende dotar a los jóvenes migrantes que participan en el mismo de dos herramientas básicas, de cara a la vida autónoma: formación y empleo. El proyecto tiene como beneficiarios a 10 adolescentes (principalmente de origen magrebí y argelino), con edades que rondan la mayoría de edad. En esta ocasión, hemos entrevistado a Javier Piera, coordinador de la formación de este proyecto y educador en la Residencia del Proyecto Migratorio “El Castell”, dirigida y gestionada por nuestra entidad en Altea (Alicante), para que nos acerque la realidad de este proyecto.

¿En qué consiste el proyecto del 0,7 que desarrolláis en Altea?

Este programa nos lo ha concedido la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas de la Generalitat Valenciana. Está enmarcado en una serie de ayudas dirigidas a la realización de programas de interés general para atender fines sociales, con cargo a la asignación tributaria en la Comunidad Valenciana del 0,7% del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas. En términos más concretos, esta ayuda se utiliza para crear un programa que ayude a los jóvenes, de cara a una inminente emancipación, en acciones de formación y dotación de recursos que les sirva de paso a la vida adulta.

¿Cuál es el objetivo fundamental del programa?

El objetivo de este proyecto, denominado “curso de emancipación” en los centros que dirige y gestiona la Fundación Salud y Comunidad, es fomentar la adquisición de habilidades sociales; ampliar conocimientos y competencias para la búsqueda activa de empleo a través de la formación; promover las relaciones con el entorno, así como dar a conocer la realidad del colectivo, contemplando también acciones de sensibilización social.

Además, según tengo entendido, estos jóvenes residen en servicios dirigidos y gestionados por nuestra entidad en Altea…

Así es, estos chicos proceden de centros gestionados por FSC en esta localidad. Se trata de la Residencia del Proyecto Migratorio “El Castell” (en la cual trabajo como educador desde su apertura en 2017), Residencia del Proyecto Migratorio “El Verdader 2” y del Centro de Acogida de Menores de Altea.

Centrándonos en la formación, ¿en qué consiste concretamente?, ¿qué tipo de talleres y actividades se contemplan en el marco de este proyecto?

Se realizan talleres y actividades relacionadas con la economía doméstica, tramitación de documentación (tarjeta sanitaria, tarjeta bancaria, gestiones con el Servicio Valenciano de Empleo y Formación, renovación de permisos y pasaporte, etc.), así como talleres de cocina, compras, gestiones en ayuntamientos, centros de salud, bibliotecas, actualización de currículums y cartas de presentación, búsqueda activa de empleo, participación ciudadana para extranjeros/as, relaciones sociales... Esto sería lo más significativo.

Complementariamente, trabajamos aspectos de la motivación y capacidades personales, a través de la realización de talleres de superación personal, lecturas y/o proyecciones de películas y documentales, donde se crean interesantes debates y se aportan ideas, se comparte inquietudes, etc.

¿Qué periodicidad temporal tienen estos talleres?

Los talleres se realizan dos veces por semana, utilizando instalaciones de la localidad (biblioteca y centro juvenil), al tiempo que buscamos espacios en los que podamos realizarlos de forma temporal, según posibilidades o temática a tratar.

Destacar, además, en relación a estos encuentros semanales, que sirven también para fomentar vínculos, apego y compromiso necesarios para alimentar, especialmente, la motivación y las capacidades individuales de estos jóvenes. Me gusta mucho la consideración al trabajo del apego, la resiliencia y la motivación, clave para la asistencia al curso. Además de ser nuestra filosofía o ideal de trabajo.

Por otra parte, señalar que algunos talleres se desarrollan a pie de calle (gestiones en bancos, ayuntamiento, etc.). Además, el grupo de jóvenes de la Residencia del Proyecto Migratorio “El Castell”, dirigida por la Fundación Salud y Comunidad, también acude dos veces por semana a un huerto social de la localidad, gestionado por Cruz Roja Altea, donde se realizan trabajo de jardinería (siembra, instalación de sistemas de riego, etc.), en el cual realizo labores de voluntariado.

¿Qué papel dirías que desempeña esta última actividad a la que te refieres?

Este recurso considero que tiene una gran importancia, de cara a la imagen social de los chicos migrantes, ya que nos sirve como escaparate para transmitir trabajo, compromiso e interacción con usuarios residentes de la localidad. Además, puede ofrecer un abanico de posibilidades, de cara a futuros trabajos, relacionados con épocas de recolecta de frutales y tareas de mantenimiento en la localidad y el entorno.

¿Cuántos adolescentes participan en el proyecto y cuáles dirías que son sus características fundamentales?

El proyecto está diseñado para un grupo de 10 adolescentes (principalmente, de origen magrebí y argelino), con una edad que ronda la mayoría de edad y próximos al inicio de la vida autónoma. Su situación, dentro de la inminente condición de “jóvenes extutelados”, es ya de por sí difícil, dado su condición de vulnerabilidad.

En cuanto a la procedencia de los menores que participan en el proyecto, 4 son de “El Castell”, 4 de “El Verdader 2” y 2 del Centro de Acogida de Menores de Altea, servicios todos ellos dirigidos y gestionados por FSC.

¿Cuál es la tarea concreta del equipo profesional en este proyecto?

El trabajo se centra en el acompañamiento de estos jóvenes, así como en la intervención socioeducativa, fundamental para ampliar las redes sociales y promover así la integración, garantizando un itinerario básico, y que sirva de puente a la vida adulta.

Para finalizar esta entrevista, ¿te gustaría aportar algún otro comentario?

Sí, a modo de conclusión señalar que este es un proyecto embrionario que es la punta del iceberg de un programa más ambicioso del que, en breve, todos los profesionales de la entidad en este ámbito, unos 300, van a recibir formación, tanto a nivel del marco teórico de intervención como de las herramientas a emplear.

También, quiero aprovechar para agradecer el apoyo del Ayuntamiento de Altea y de la comunidad alteana en general, a este proyecto.


FSC participa en la I Jornada sobre trata de personas en Castellón presentando el proyecto IMMA

El Hospital General Universitario de Castellón ha acogido recientemente la I Jornada sobre trata de personas, organizada por la Comisión de Violencia de Género del Departamento de Salud de Castellón (DSCS), en la que se ha abordado desde una visión multidisciplinar la detección y atención de la trata de personas en la provincia. Nuestra compañera Belén Sánchez Garcés, directora de Programas de Inclusión de la Fundación Salud y Comunidad (FSC) en Castellón, ha intervenido a través de una ponencia en la que ha dado a conocer el programa IMMA, así como testimonios de mujeres participantes en el mismo y una propuesta final.

La jornada ha sido inaugurada por la directora de Atención Primaria del DSCS, Raquel Tena, así como por la directora territorial de la Conselleria de Igualdad y Políticas Inclusivas en Castellón, Carmen Fenollosa, y la presidenta de la comisión organizadora, Núria Tornado, participando en el encuentro personal sanitario, organizaciones que atienden a las mujeres que sufren esta problemática y cuerpos policiales.

Con este encuentro se ha querido visibilizar el problema de la trata de personas desde diversos puntos de vista, principalmente sanitario, social, policial y judicial. Por ello, se ha querido contar con asociaciones y personas responsables de diversos entes que trabajan día a día con las víctimas.

En una primera parte de la jornada, se ha dado a conocer la realidad actual existente en este ámbito en la provincia de Castellón. Para ello, se ha contado con dos organizaciones, la Fundación Salud y Comunidad, presentando el proyecto IMMA, y con la Fundación Apip-Acam. Por parte de FSC, ha sido nuestra compañera Belén Sánchez Garcés, directora de Programas de Inclusión de FSC en Castellón, la que ha dado a conocer el programa IMMA, así como testimonios de mujeres participantes en el mismo y una propuesta final.

https://www.youtube.com/watch?v=3a2etozySKg

El programa Inclusión de Mujeres Mediante Acompañamiento (IMMA) se desarrolla desde el año 2013 en Castellón de la Plana, Almazora, Nules, Moncofar y Sagunto. Se dirige a mujeres en situación de prostitución, con especial atención a las que son, o han sido, víctimas de trata con fines de explotación sexual. El objetivo principal del programa es facilitar procesos de mejora de la autonomía de las mujeres atendidas y generar oportunidades para que puedan salir de la situación de prostitución.

Belén Sánchez Garcés ha incidido en que, para la consecución de los objetivos del programa, es fundamental que estas mujeres puedan tener acceso a sus derechos, así como al acompañamiento profesional adecuado. Como factores clave de este acompañamiento, ha destacado la confianza, el vínculo, el compromiso y la flexibilidad.

Cabe señalar por otra parte que este programa ofrece atención social, psicológica, sanitaria, grupos de apoyo, atención telefónica durante las 24 horas e itinerarios laborales. El equipo profesional está formado por una trabajadora social, una psicóloga, una médica, una enfermera y una directora, desarrollando su labor tanto sobre el terreno, en los caminos donde se prostituye a estas mujeres como en las instalaciones de la entidad en Castellón.

Sin duda, lo más impactante de la exposición de nuestra compañera Belén Sánchez fue su intervención en torno a “La voz al final de muchas voces” que resumió en estas palabras: “Me están ahogando delante de ti, ¿tú qué vas a hacer?”. Sobre la situación de estas mujeres, apuntó: “Lo que más recogemos es angustia, desbordamiento, miedo, situaciones de extrema emergencia y violencia que viven a diario”. Según señaló, para acabar con la trata de personas y la explotación sexual de las mujeres, niñas y niños, se requieren no solo medidas asistenciales, sino también medidas estructurales y políticas.

Por último, la directora de Programas de Inclusión de FSC en Castellón, expuso su propuesta: crear un grupo de trabajo operativo de todos los agentes que están trabajando con mujeres víctimas de trata en el territorio para multiplicar el impacto de las acciones de cada organismo. Al finalizar la jornada, se acordó la creación de este grupo, con el ofrecimiento de Rosa Marco, jefa de la Unidad de Violencia de Género de la Subdelegación del Gobierno de Castellón, de facilitar el espacio y la coordinación del grupo.


El Observatorio Noctámbul@s de FSC participa en una jornada en Zaragoza en la que se abordará la desigualdad y la violencia de género

Nuestra compañera Ana Burgos, coordinadora del Observatorio Noctámbul@s de la Fundación Salud y Comunidad (FSC), intervendrá el próximo día 30 de octubre en Zaragoza en la jornada “Liderando la Igualdad: aspectos locales contra la desigualdad y la violencia de género”, con la conferencia “El sexismo también sale de fiesta: Violencias sexuales en entornos festivos”. El encuentro está organizado por la Federación Aragonesa de Municipios, Comarcas y Provincias (FAMCP).

La jornada tiene como objetivo promover el debate y la reflexión sobre cómo se abordan la igualdad y se lucha contra la violencia de género desde el ámbito local, incluyendo otros aspectos vinculados a la desigualdad y a los abusos, así como temas de interés relacionados con la “economía feminista”. Complementariamente, se realizará una obra de microteatro que tratará de acercar a las personas asistentes a aspectos cotidianos de la discriminación hacia las mujeres.

Este encuentro está especialmente dirigido a responsables municipales y comarcales, agentes sociales, agentes de desarrollo y empleo local, personal de unidades de igualdad, y asociaciones y entidades para la igualdad de oportunidades y contra la violencia de género. Por ello, nos parece especialmente relevante que nuestra entidad esté presente a través del Observatorio Noctámbul@s.

Durante su intervención, nuestra compañera Ana Burgos, dará a conocer, entre otros aspectos, los resultados del último informe del Observatorio sobre las violencias sexuales en contextos de ocio nocturno y consumo de drogas, proyecto financiado por el Plan Nacional Sobre Drogas (PNSD) del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, con la colaboración de la Diputación de Barcelona, la Generalitat de Cataluña y diferentes administraciones locales.

Además, expondrá el ideario sobre las violencias sexuales y el consumo de sustancias que el Observatorio ha ido generando a lo largo de 6 años de trabajo: “¿por qué el foco se suele poner en la sustancia y no en el sexismo?, ¿por qué el consumo de drogas resta responsabilidad a agresores, pero culpabiliza a víctimas?, ¿los contextos festivos facilitan la violencia?, ¿los espacios de ocio nocturno, públicos o privados, son percibidos como seguros por parte de las mujeres?”. Estas serán algunas de las preguntas a las que Ana Burgos, a través de su ponencia, tratará de dar respuesta.

Cabe destacar también que Observatorio Noctámbul@s de FSC participará el próximo 6 de noviembre en el ciclo “Mujeres en Diálogo” a realizar en Barcelona, organizado por el Colegio Oficial de Trabajo Social de Cataluña. En este ciclo se abordarán temas de interés relacionados con la violencia sexual desde un enfoque de género, aplicados al ámbito profesional del trabajo social.

La sesión estará abierta al público en general, si bien es necesaria la inscripción previa. Facilitamos un enlace con este fin: https://www.tscat.cat/jornada/cicle-dones-en-dialeg-debat-sobre-violencia-sexual?qt-events=4


Cálida acogida a la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social María Luisa Carcedo y a la consejera Mariví Broto en la Residencia "Las Fuentes"

La Residencia y Centro de Día “Las Fuentes”, situada en Zaragoza, perteneciente al Instituto Aragonés de Servicios Sociales, gestionado y dirigido por la Fundación Salud y Comunidad (FSC), ha recibido recientemente la visita de la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo, así como a diversas autoridades del Gobierno de Aragón, como la delegada del Gobierno en esta comunidad, Carmen Sánchez y la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales, Mariví Broto.

Como máximos representantes de nuestra entidad, han recibido a la ministra y a las diferentes autoridades que han acudido, el director del Área de Atención a la Dependencia, Toni Gelida y la directora y médica del servicio, Carmen Lorente, acompañados por una representación de los 60 profesionales que trabajan en el servicio.

La ministra ha podido conocer de primera mano el centro, visitando, entre otras instalaciones, un espacio en el que diversos usuarios/as de la residencia estaban realizando una sesión de gerontogimnasia, impartida por un fisioterapeuta, intercambiando impresiones y cariñosos saludos con usuarios/as y profesionales del servicio.

Además, ha podido conocer dos de las habitaciones del centro, la del usuario y presidente de la Junta de representantes José Pina Clavero, al que entrevistamos en este boletín de noticias, y la de una usuaria que reside en el centro desde hace 19 años. En el recorrido por las instalaciones del servicio, ha podido conocer además los espacios de enfermería, donde se llevan a cabo cuidados paliativos, y también la sala de centro de día, donde algunos usuarios/as se encontraban realizando un taller de reminiscencia musical, junto con el terapeuta ocupacional del centro.

Finalmente, durante el aperitivo ofrecido con motivo de esta visita tan especial, dos de nuestros usuarios de la Junta de Representantes del servicio, han ofrecido a María Luisa Carcedo y a la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales, Mariví Broto, un detalle realizado en una actividad por los usuarios/as del servicio. Como colofón de la visita, el usuario José Pina les ha deleitado con una jota cantada y dedicada a ambas que ha emocionado a todos/as los allí presentes.

Tras esta visita, la ministra de Sanidad, Consumo y Bienestar Social en funciones, María Luisa Carcedo, ha asistido a la celebración del X Aniversario de la Ley de Servicios Sociales de Aragón, una ley pionera en servicios sociales. En esta comunidad, los servicios sociales atienden a 140.000 personas al año, 90.000 de forma permanente. Los datos los ha ofrecido el presidente aragonés, Javier Lambán, en su apuesta por ampliar las prestaciones.


¿Cómo afrontar la crianza de menores difíciles?

A esta y a otras cuestiones relacionadas con esta temática tan controvertida, ha respondido recientemente nuestro compañero Daniel Urbina, especialista en los trastornos del control de impulsos y de la conducta en la infancia y director del Centro de Acogida de Menores de Ateca, en Zaragoza, gestionado y dirigido por la Fundación Salud y Comunidad (FSC), en su conferencia realizada en las II Jornadas de Salud Mental, organizadas por la Asociación Augusta de Enfermos Mentales (ASAEME) en Calatayud (Zaragoza).

¿Por qué algunos/as menores terminan siendo empresarios de éxito, mientras que otros/as se convierten en delincuentes?, ¿se puede predecir la conducta violenta a partir de ciertas características físicas y psicológicas de una persona?, ¿este tipo de conducta está determinada en el nacimiento o es el resultado de nuestras experiencias en la infancia?

Nuestro compañero Daniel Urbina, director del Centro de Acogida de Menores de Ateca, en Zaragoza, ha respondido a estas cuestiones, desde su bagaje académico y profesional, en estas jornadas realizadas recientemente.

Para ello, como punto de partida, se ha basado en el Proyecto Dunedin, desarrollado desde 1972 en la universidad de un pequeño pueblo de Nueva Zelanda llamado Dunedin que da nombre a este proyecto que, según apunta, es valorado desde el Área de Atención a la Dependencia de FSC como un buen enfoque de intervención a aplicar en los centros de menores que se gestionan.

Según explicó además nuestro compañero durante su intervención, se realizó un seguimiento en ese año a todos los menores nacidos en esta localidad y, complementariamente, se llevó a cabo durante más de 40 años un seguimiento de su historial médico, sus relaciones, sus éxitos y fracasos, sus genes...  En total, se realizó un seguimiento a 1.037 menores.

El equipo de investigación de este proyecto, a partir de la observación durante los 3 primeros años de vida de los y las menores participantes, llegó a la conclusión de que la conducta violenta/agresiva es común a todos los seres humanos en la primera infancia, reduciéndose dicha conducta con la aparición del lenguaje.

Dando un paso más en la explicación de la conexión entre el comportamiento de los y las menores y el modo de vida cuando son adultos/as, esta investigación propone cinco tipos de personalidad: seguro/a de sí mismo/a; reservado/a y bien adaptado/a (personalidades fáciles) e inhibido/a y subcontrolado/a (personalidades difíciles).

Además, en la investigación se señala que este tipo de personalidad puede verse modificado por el estilo de crianza en el que han crecido los y las menores, y propone igualmente dos categorías: padres fáciles (escuchan, son asertivos, reconocen emociones…) y padres difíciles (usan el castigo, no están disponibles, presentan conductas disruptivas…). De este modo, un niño “difícil” criado por padres “fáciles” tiene más posibilidades de normalizar su conducta de adulto mientras que, por el contrario, un niño “fácil” en un ambiente “difícil”, puede presentar conductas agresivas y disfuncionales en su vida adulta.

Esta forma de entender la interrelación entre la predisposición biológica y el ambiente de crianza es afín al modelo biopsicosocial, que está en la base de muchos modelos psicológicos. Es el caso de la Terapia Dialéctico-Conductual, que es uno de los pilares en los que se basa la intervención en el Centro de Acogida de Menores de Ateca.

Según este modelo, desarrollado por Linehan, el niño/a que ha nacido biológicamente vulnerable no aprenderá a poner nombre a sus emociones, a modularlas, a tolerar el malestar o a confiar en sus repuestas emocionales como interpretaciones válidas de los eventos, si ha crecido en un ambiente que responde de forma errática o exagerada a sus eventos internos (emociones, sensaciones, preferencias...), negándolos ("deja de llorar"; "¿cómo vas a tener sed, si acabas de beber?") o atribuyéndolos a rasgos negativos de la personalidad ("eres un llorón"; "no seas cobarde").

Según señalaba durante su intervención Daniel Urbina, estas familias restringen las demandas del menor, no tienen en cuenta sus preferencias ("qué sabrás tú") y utilizan el castigo como forma de controlar la conducta (Crowell, Beauchaine y Linehan, 2009).

Por otro lado, durante la conferencia se dedicó un espacio al enfoque transdiagnóstico. En las últimas décadas se viene constatando que muchos problemas psicológicos comparten una serie de síntomas comunes. Estos elementos comunes participan bien en el origen, el mantenimiento o el incremento de la probabilidad de desarrollar dichos problemas psicológicos. También, nuestro compañero explicó que el enfoque transdiagnóstico permite facilitar la intervención en la terapia centrándonos en la intervención sobre estos síntomas comunes y no sobre las etiquetas diagnósticas, al tiempo que permite fomentar la prevención de cara a dificultades psicológicas futuras (abuso de sustancias, problemas emocionales, desórdenes alimentarios, depresión, ansiedad, etc.).

Durante la ponencia, y muy en relación a todo lo expuesto hasta el momento, se debatió sobre la teoría del apego y a la importancia de fomentar el apego seguro en la crianza, señalando que las personas con apego seguro tienen mayor capacidad de respuesta ante imprevistos; son menos reactivas que aquellas con apego inseguro y que suelen hacer frente a los problemas, centrándose en posibles soluciones y dándole un enfoque positivo a lo que le ocurre.

Además, nuestro compañero ofreció unas interesantes claves sobre cómo se puede fomentar el apego seguro en los y las menores, a través de la expresión de sus emociones, al tiempo que, respondiendo por parte de las personas adultas, a todo tipo de expresión y vivencia afectiva de los y las menores. Para ello, señaló que es importante observar (darse cuenta de lo que pasa), describir (poner palabras, usando por ejemplo estrategias como fiscalizar la emoción), participar de la experiencia y no juzgar. Asimismo, ofreció estrategias para reflejar (mirroring) las expresiones emocionales con la intención de modularlas como puede ser la retroinformación, la interrogación negativa o el mindreading, a través de preguntas abiertas para facilitar la ventilación emocional.

Por otro lado, hacia el final de la ponencia, ya desde un marco más cognitivo-conductual, hizo algunas recomendaciones para trabajar con estos/as menores, señalando, por ejemplo, la importancia de la estructura externa a partir de la distribución de espacios, la variedad de actividades y horarios y el conocimiento de las reglas de convivencia, a través de las normas.  En cuanto a las normas, afirmó que es importante que todas las personas que están conviviendo las conozcan y respeten, haciendo ver al o a la menor que nos hemos dado cuenta de que se la han saltado aplicando y aplicando consecuencias cuando sea necesario por la transgresión de las mismas, siempre sin depender de nuestro estado de ánimo.

Asimismo, habló del papel positivo de los reforzadores, en contraposición al uso del castigo como una herramienta de intervención que consigue mejores resultados y más duraderos a largo plazo. También explicó que las normas han de ser claras y específicas, comprensibles para los y las menores, cortas, darse en un número reducido, así como ser coherentes y consistentes. Por otra parte, se refirió al papel fundamental del adulto como modelo y a la importancia de evitar el contacto físico instigador.

Sin duda, nuestro compañero de FSC ofreció un buen número de pautas de afrontamiento, actuación y de reflexión de carácter práctico y consejos de utilidad para mejorar la manera de relacionarnos con menores difíciles, residan o no en centros de menores, respecto a situaciones que pueden llegar a ser desbordantes para familiares y personas de referencia.

Cabe señalar que recientemente se ha realizado en el Centro de Acogida de Menores de Ateca, una charla a modo de repaso sobre el contenido teórico y práctico de esta conferencia, aplicada a la intervención en el centro. Además, se ha ampliado este contenido, sumándole información sobre qué factores de la crianza de los y las menores residentes han podido influir en la aparición de traumas complejos y cómo estos eventos traumáticos pueden llegar a generar graves problemas de identidad, e incluso cierto grado de disociación estructural de la personalidad, que afecta en alguna medida a un 30-40% de los usuarios/as del centro.

https://www.youtube.com/watch?v=FkaSf1-HFEo


La Fundación Salud y Comunidad colabora con otras entidades para crear un censo de personas sin hogar en Valencia

Los recuentos nocturnos, sin duda, suponen la mejor forma de acercarse a la cifra de personas que se ven abocadas a pernoctar en la calle. Una operación estadística muy valiosa que puede aportar muchos datos si bien, por su complejidad, todavía no ha sido asumida por el Instituto Nacional de Estadística, aunque resulta fundamental para comprender la magnitud de la exclusión residencial, más allá de los datos de ocupación de centros.

No obstante, para describir la experiencia de un recuento nocturno, resulta más interesante evocar al escritor y poeta Mario Benedetti que a grandes genios de las matemáticas, en su poema “Hagamos un trato”:

… hagamos un trato
yo quisiera contar
con usted
es tan lindo
saber que usted existe
uno se siente vivo
y cuando digo esto
quiero decir contar
aunque sea hasta dos
aunque sea hasta cinco
no ya para que acuda
presurosa en mi auxilio
sino para saber
a ciencia cierta
que usted sabe que puede
contar conmigo.

Desde esta mirada, en la Fundación Salud y Comunidad (FSC), concretamente en los centros dirigidos y gestionados en la Comunidad Valenciana, hemos asumido un fuerte compromiso en los últimos años participando activamente en la puesta en marcha, desarrollo y análisis de resultados de diversas iniciativas.

En Castellón, participamos como coautores/as y organizadores/as del I Estudio de Personas Sin Hogar en 2015, que combinaba la técnica de recuento nocturno y con la realización de encuestas cualitativas. De sus conclusiones destacamos algunas cuestiones operativas para el diseño de políticas sociales en la materia:

  • Empleo y vivienda, dos ejes fundamentales: no disponer de empleo y la imposibilidad de pagar una vivienda estaban entre las principales causas de la llegada al sinhogarismo.
  • Prevenir la exclusión residencial: la mayoría de las personas encuestadas residían en casa propia antes de estar sin hogar.
  • Necesidad de fórmulas para acceder a padrón, ya que su carencia es un factor de exclusión que no permite ejercer derechos de ciudadanía: el 44% de las personas sin hogar con más de un año de residencia en Castellón carecían de padrón.
  • La sanidad universal un derecho a reforzar: el 17% de personas encuestadas no tenía acceso al derecho a la salud, incrementándose su vulnerabilidad.
  • Abordar los delitos de odio y otras formas de violencia: el 55% de las personas encuestadas había sido víctima de insultos o amenazas; el 48% de robos; el 31% de estafa; el 12% había sufrido agresión física y el 5% agresión sexual en situación de calle.

El estudio finaliza con la propuesta del diseño de una Estrategia Autonómica Integral para Personas sin Hogar que facilite un marco adecuado para el diseño de estrategias locales, y contemple las medidas políticas, estructurales y sociales necesarias para llevarlo a cabo.

La investigación fue organizada por la Mesa Técnica de Personas Sin Hogar de Castellón, actualmente integrada por el Ayuntamiento de Castellón; la Conselleria  de Igualdad y Políticas Inclusivas; la Conselleria de Economía Sostenible, Sectores Productivos, Comercio y Trabajo; la Conselleria de Sanidad Universal y Salud Pública; la Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática; Acción Social Hijas de la Caridad de San Vicente de Paul, Cáritas Diocesana de Segorbe-Castellón, CASDA, Cruz Roja Española y la Fundación Salud y Comunidad.

Por otra parte, en el Centro de Acogida e Inserción para Personas Sin hogar de Alicante, participamos en la puesta en marcha y desarrollo del primer recuento que se realizó en la ciudad asumiendo un papel activo en la “Homelees Meet Up Alicante” en noviembre de 2017. Esperamos que, junto al Ayuntamiento de Alicante y la Red de Entidades para la Atención a Personas Sin Hogar de Alicante podamos volver a repetir la experiencia y recabar datos actualizados a lo largo de 2020.

Por último, dentro del territorio de la Comunidad Valenciana, en la ciudad de Valencia, las entidades sociales hemos hecho un llamamiento para reunir a alrededor de 400 voluntarios y voluntarias (cifra superada por la respuesta de la ciudadanía, ya que se han inscrito 807), con el objetivo de elaborar un censo de personas sin hogar.

La iniciativa, que tendrá lugar durante la noche del próximo jueves 24 de octubre en esta ciudad, pretende dimensionar esta problemática social y efectuar un diagnóstico de la situación, sobre el cual se podrán planificar las líneas estratégicas de acción de las entidades sociales y las administraciones públicas. Saber cuántas personas duermen en la calle en Valencia es el primer paso para ayudarlas.

Esta necesidad ha llevado a entidades y administraciones a sumar fuerzas para movilizar a la máxima ciudadanía posible. Se trata de una convocatoria conjunta en la que colaboran tanto el Ayuntamiento de Valencia como Accem, Cruz Roja Española, Médicos del Mundo, Casa Caridad, Cáritas, Asociación Natania, RAIS, Comité Ciudadano Antisida, Bokatas ONG, Sant Joan de Déu, Misión Evangélica Urbana y la Fundación Salud y Comunidad.

Este trabajo se hará bajo la estrategia conocida como “streets nights/ survey nights” o recuentos censales nocturnos, un método que consiste en realizar un recorrido por las calles, durante el cual se identifiquen a todas aquellas personas que se encuentran durmiendo a la intemperie. La acción debe realizarse por grupos, cada uno de ellos coordinado, como mínimo, por una persona con experiencia en el ámbito del acompañamiento a personas sin hogar.

Cabe señalar también que, como entidad participamos desde hace años en el recuento anual de la ciudad de Barcelona, organizado por la Red de Atención a Personas sin Hogar (XAPSLL) perteneciente al “Acord Ciutadà per una Barcelona Inclusiva”, promovido por el ayuntamiento de la ciudad.

Según datos del último recuento en Barcelona, 1.026 personas duermen en la calle (crecimiento del 56% desde 2008), sumadas a las 1.954 (crecimiento del 64% desde 2008). Estas cifras ponen de manifiesto la necesidad de contar con un marco regulador de acceso a la vivienda.

Esta es nuestra experiencia desde la Fundación Salud y Comunidad: no solo la cifra, sino el encuentro, no el número sino el nombre, no a la experiencia anecdótica sino el trabajo continuado, no la espuma mediática sino la información, no solo el análisis sino el proyecto y el compromiso por aportar soluciones, no el trabajo en solitario sino la integración en redes…


Pepe Sanmartín, director del Centro de Baja Exigencia (CIBE) de Valencia.
Belén Sánchez Garcés, directora del Centro de Baja Exigencia (CIBE) de Castellón.
Fidel Romero Salord, director del Centro de Acogida e Inserción para Personas Sin Hogar de Alicante.
Servicios dirigidos y gestionados por la Fundación Salud y Comunidad (FSC) en la Comunidad Valenciana.

 


Los Puntos de Asesoramiento Energético (PAE) de Barcelona son reconocidos entre las 100 mejores acciones climáticas del mundo

La Fundación Salud y Comunidad (FSC) gestiona y dirige los PAE en los distritos de Gràcia y Horta-Guinardó, de Barcelona, atendiendo mensualmente a entre 350 y 400 personas. Con este servicio, se ofrece un acompañamiento a la ciudadanía para optimizar su consumo energético y racionalizar el gasto, mejorando así la gestión de la eficiencia energética en sus hogares. Además, se asesora e informa sobre los trámites con las compañías suministradoras y se acompaña con especial atención a personas en situación de mayor vulnerabilidad y/o pobreza energética, en defensa de sus derechos energéticos.

Los Puntos de Asesoramiento Energético (PAE) son un servicio del Ayuntamiento de Barcelona, impulsado por el Área de Derechos Sociales, con el objetivo principal de empoderar a la ciudadanía en la defensa y la protección de sus derechos energéticos.

El programa de los PAEs (11 en total) se engloba dentro de la política de transición energética del ayuntamiento, conjuntamente con la promoción del autoconsumo y la apuesta por una compañía pública que utilice energías renovables.

Con este reconocimiento, el servicio ha sido incluido en el informe Cities 100 que da a conocer los 100 proyectos de acción climática más ambiciosos del mundo, que se ha presentado recientemente en la Cumbre Mundial de Alcaldes de Copenhague.

Los PAE han sido recogidos entre las 100 mejores acciones climáticas del mundo por la red mundial de ciudades C40, la asociación danesa Realdania y la empresa de consultoría Nordic Sustainability.

El modelo de trabajo en red y coproducción entre las entidades licitadoras y el ayuntamiento es clave para el correcto desarrollo del servicio, ya que asegura la cobertura de todo el territorio municipal desde una línea de intervención compartida por todas las entidades que estamos implicadas en el proyecto, entre ellas la Fundación Salud y Comunidad.

Los Puntos de Asesoramiento Energético nacieron en 2017 para defender los derechos energéticos de la ciudadanía y reducir el número de personas en riesgo de pobreza energética.

Durante este año, unas 170.000 personas se encontraban en situación de pobreza energética en Barcelona, y tenían problemas para pagar la factura de la luz, el agua o el gas. Para hacer frente a esta realidad, el Ayuntamiento de Barcelona abrió en cada distrito un punto de asesoramiento energético (PAE).

Hasta el momento, los 11 PAE han atendido a 80.951 personas, la mayoría mujeres (67 %), y han impedido 37.420 cortes de luz, gas o agua.

Cabe señalar que las principales causas de la pobreza energética son el precio de los suministros básicos, la calidad arquitectónica de las viviendas y la situación socioeconómica de las personas.

En concreto, los Puntos de Asesoramiento Energético ofrecen los siguientes servicios:

  • Evaluación de avisos de impago de facturas e inicio de procedimientos para evitar cortes energéticos a familias en situación de vulnerabilidad.
  • Consejos y recomendaciones y calculadora energética para reducir el consumo de suministros en casa.
  • Pasos para adecuar al consumo eléctrico la potencia de electricidad contratada y para pasarse a la tarifa de discriminación horaria.
  • Información y solicitud del bono social y de la exención de la tasa de alcantarillado.
  • Autogeneración de energía solar en casa, desarrollo de proyectos de energía renovable.

La atención y el servicio de los PAE han obtenido una valoración de excelente (9,5/10) en el nivel de satisfacción de la ciudadanía. Un tercio del equipo profesional de los PAE son personas en riesgo de exclusión laboral, y en algunos casos, también son usuarios/as del servicio.


El proyecto de FSC “En Plenas Facultades” inicia el nuevo curso 2019-2020 con la previsión de impartir 13 formaciones en diferentes campus

Con el nuevo curso universitario, el proyecto “En Plenas Facultades” (EPF) de la Fundación Salud y Comunidad (FSC), sigue trabajando con la vista puesta en formar, informar y concienciar a la población universitaria en la prevención del abuso de drogas y en la sensibilización sobre sexualidades diversas y saludables. Durante este primer semestre, se ofrecerá formación en 5 universidades y campus distintos, siendo un total de 13 las intervenciones formativas previstas para el curso 2019-2020.

Trabajar con personas universitarias supone un reto año tras año para este proyecto, al tratarse de una población en constante evolución, crecimiento y cambio, lo que supone un verdadero desafío, y a la vez una oportunidad para seguir evolucionando como proyecto.

La formación que ofrecemos a los universitarios/as de manera presencial, nos ayuda a saber cuáles son sus inquietudes, sus demandas y necesidades reales, tanto de ampliación de conocimientos, como de resolución de dudas y de cara a la ruptura de mitos, en relación a las temáticas que trabajamos en el proyecto.

Sin duda, se nos presenta un curso intenso, si bien un año más, con fuerzas renovadas y con el ánimo de empezar a intervenir en los diferentes campus con nuestras actividades y dinámicas.

De cara a este primer semestre, tenemos previstas formaciones en estas universidades:

  • Universidad de Barcelona: 
    • Campus Mundet: Facultad de Psicología y Facultad de Educación, con la colaboración de Sida Studi (centro de documentación y prevención) y del proyecto “Rumba a tu son” (gestionado por el Departamento de Salud de la Generalitat de Cataluña).
    • Facultad de Economía y Empresa.
  • Universitat de Lleida:
    • Con la colaboración del Programa “Nits Q Lleida”, gestionado por el Ayuntamiento de Lérida, la Asociación Antisida y el Aula Municipal de Teatro de Lleida.
  • Campus de Igualada de la Universidad de Lleida
  • Universitat de Vic / Universitat Central de Catalunya y
  • Universitat de Girona: conjuntamente con la Mesa de Salud, formada por 11 entidades y programas diferentes.

Además, contamos con algunas novedades que iremos ofreciendo a lo largo del curso. Una de ellas tiene que ver con nuestra Red EPF, inaugurada el pasado año e integrada por estudiantes que cursaron nuestras formaciones y que tienen muchas ganas de seguir trabajando en el tema de la prevención y de la promoción de la salud.

Para el segundo semestre, tenemos preparadas también otras formaciones en universidades de Madrid, de la Comunidad Valenciana y de la región de Murcia, además de Cataluña.

El proyecto, que cuenta ya con 19 años, se desarrolla en estrecha colaboración con diferentes universidades y para ello, en estos momentos, cuenta con el apoyo financiero de varias administraciones públicas, concretamente del Plan Nacional sobre Drogas y del Plan Nacional sobre Sida del Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social, así como por parte de la Diputación de Barcelona y la Generalitat de Cataluña.


El taller “Charremos” contra la soledad no deseada en las personas mayores repite nueva edición en el Hogar y Centro de Día “San José” de Zaragoza

Este servicio del Instituto Aragonés de Servicios Sociales (IASS), dirigido y gestionado por la Fundación Salud y Comunidad (FSC), inició el pasado mes de febrero un taller denominado “Charremos”, destinado a las personas mayores usuarias del servicio, que finalizó en el mes de mayo. Dada la buena acogida, el próximo 15 de octubre, se inicia un nuevo grupo con una periodicidad de una sesión semanal de hora y media de duración que ya cuenta con 22 participantes inscritos. La actividad se prolongará hasta el mes de mayo de 2020.

La idea de realizar esta nueva actividad surgió a partir de la necesidad detectada por los agentes sociales del barrio de abordar la soledad no deseada en las personas mayores. Según explica Aurora Chacón, trabajadora social del centro y responsable del taller, al servicio acuden personas mayores para apuntarse a actividades por su propio pie, si bien “hay una población mayor que no se atreve o no llega a relacionarse nunca con lo demás. Por ello, quisimos poner en marcha esta iniciativa, con el ánimo de que pudiera aportar un granito de arena contra la soledad no deseada”.

El objetivo principal del taller es ofrecer un espacio abierto e informal, en el que personas socias del hogar en situación de fragilidad, puedan reunirse para hablar, compartir experiencias y relacionarse con las demás. El taller se publicitó el pasado mes de enero en el centro (fundamentalmente, mediante cartelería) y a través de los agentes sociales del barrio (Comisión del Mayor de barrio, centros de salud, servicios sociales…). Para acceder al taller, se debía realizar una entrevista individual previa. En febrero del presente año se inició el grupo piloto con 20 personas.

A lo largo de la actividad, han participado 22 personas socias del hogar (5 hombres y 17 mujeres), de diferentes edades. La media en cada sesión fue de 15 participantes. Según apunta Aurora Chacón, se creó un grupo estable de 14 personas en cada sesión. Otro dato de gran interés que nos facilita es que un 70% de las personas participantes no realizaba ninguna otra actividad previamente en el centro.

En total, durante la pasada edición de la actividad, se realizaron 15 sesiones semanales de una hora de duración, en las que se trató de favorecer las relaciones sociales y la comunicación entre las personas participantes, a través del grupo de conversación dirigido por Aurora Chacón.

Las tres primeras sesiones se dedicaron al conocimiento del grupo, a través de técnicas activas basadas en la configuración del grupo, tratando de establecer un ambiente de confianza y apoyo mutuo. A partir de la tercera sesión, ya se empezaron a debatir temas de actualidad, noticias, recuerdos de tiempos pasados, etc., contenidos que los mismos participantes llevaban preparados a la actividad. Las sesiones se realizaban alrededor de una mesa, tomando un café o té, para crear un ambiente social e informal que facilitara un espacio distendido de conversación.

Cada sesión estaba dividía de la siguiente manera:

  • Bienvenida, nos preparamos juntos el café/té.
  • Ronda de cómo nos ha ido la semana y qué temas queremos tratar.
  • Elección del tema, previo debate o conversación.
  • Un espacio para anunciar alguna otras actividad o información de interés (excursiones, viajes, visitas culturales, etc.).
  • Cierre y despedida.

Por otra parte, cuando ya se llevaba algún tiempo de realización de la actividad, aproximadamente a mediados, el grupo de participantes empezó a reunirse en la cafetería del centro tras cada sesión, y cuando el taller terminó de forma definitiva, quedaban y se veían en el centro, cumpliéndose el objetivo marcado en un inicio.

Cabe señalar también que, al finalizar el taller, se facilitó una encuesta básica de satisfacción a las personas participantes que se puntuó con una media de 9 sobre 10. Además, a través de esta encuesta, solicitaron más sesiones y de mayor duración cada una.

“Para mí fue una experiencia distinta y muy gratificante, que me aportó frescura y una forma distinta de relacionarme con las personas socias, más allá de la relación individual en la atención social”, afirma la responsable de la actividad.  Aurora Chacón lleva 10 años formándose y dirigiendo grupos con cuidadores/as a través del Programa Cuidarte y también, grupos de promoción de la autonomía para personas socias que inician una dependencia (Programa Atrévete), donde trabaja los aspectos emocionales.

Según señala, “estas experiencias son también grupales, pero con un objetivo socio-terapéutico, que nos han servido para crear Charremos, si bien la actividad en este caso es diferente, porque no tiene un objetivo final terapéutico, sino exclusivamente social… es más espontánea, centrada en el proceso de crear un espacio grupal, y no en la labor terapéutica, aunque en alguna medida se aborda también por las vivencias que traen al grupo”.

El próximo 15 de octubre, se inicia un nuevo grupo con una periodicidad semanal de una sesión de hora y media de duración. La actividad se prolongará hasta el mes de mayo de 2020. En esta nueva edición, no se ha realizado una entrevista personal previa con las personas interesadas en participar en el taller. La inscripción al mismo ha salido con el resto de los talleres del hogar, contando por el momento con 22 participantes inscritos (11 de ellos del grupo anterior que concluyó con 15 participantes, por lo que repiten un 73% del grupo piloto) y se han quedado en reserva 9 personas socias más.


Un “viaje hacia la igualdad de edad” en la Residencia y Centro de Día “Las Fuentes” por el Día Internacional de las Personas Mayores

Con motivo de esta celebración, que tuvo lugar el pasado día 1 de octubre, quisimos hacer algo especial en la Residencia y Centro de Día “Las Fuentes” de Zaragoza, servicio perteneciente al Instituto Aragonés de Servicios Sociales, gestionado y dirigido por la Fundación Salud y Comunidad (FSC).

Este día siempre es una buena ocasión para seguir creando conciencia sobre las desigualdades que afrontan actualmente las personas mayores y las formas de exclusión que existen en la sociedad (social, económica, política…). De ahí que este año la temática central de esta celebración a nivel internacional haya sido "Viaje hacia la igualdad de edad", recordándonos además la importancia de crear nuevas oportunidades ante los desafíos del envejecimiento en el mundo actual.

Por todos estos motivos, quisimos dedicar a nuestros usuarios/as un precioso poema de José Saramago sobre la vejez que logró emocionarlos por la belleza de sus palabras. Además, realizamos una entretenida actividad con usuarios/as del centro con la videoconsola Nintendo Wii, realizando actividades de forma individual y también en equipo para aumentar la cooperación entre las personas mayores participantes.

Hablando de nuevas tecnologías como es el caso del uso de esta videoconsola, el objetivo principal desde el punto de vista tanto fisioterapéutico como desde la terapia ocupacional es evitar la exclusión de las personas mayores frente a ellas, ya que en la actualidad tienen un uso cotidiano grande por parte de la población. Por ello, decidimos realizar esta actividad y acercar a las personas mayores una nueva herramienta de trabajo con la que poder trabajar, tanto la movilidad y el equilibrio como la activación muscular.

Observamos que, aunque sean personas mayores y su movilidad no sea igual a la de un adulto, a través de estas actividades se pueden conseguir los mismos objetivos que en aquellas personas más jóvenes que utilizan este tipo de tecnologías de forma continua.

Las nuevas tecnologías pueden ayudar a las personas mayores a mejorar su calidad de vida porque aumentan sus destrezas a través del entrenamiento y, en este caso, al tratarse de una actividad lúdica, lo interesante es que aprenden divirtiéndose.

Los mandos que se utilizan en esta actividad funcionan con pilas, las cuales cabe destacar que se reciclan en el centro. Y hablando de pilas, es importante señalar que el tema de Día Internacional de las Personas Mayores de este año está íntimamente ligado los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que reconocen que el desarrollo solo se puede lograr si se incluye a todas las edades. Empoderar a las personas mayores en todos los ámbitos del desarrollo, incluida su participación en la vida social, económica y política, ayuda tanto a garantizar su inclusión, como a reducir las numerosas desigualdades a las que se enfrentan, según señala la ONU.

El tema del día internacional de este año está íntimamente ligado al Objetivo de Desarrollo Sostenible (ODS) 10 que, de acuerdo con este mismo organismo, busca hacer frente tanto a las desigualdades que afrontan actualmente las personas mayores, como prevenir las formas de exclusión que surgirán en el futuro. El ODS 10 se ocupa de la reducción de la desigualdad en y entre países, y tiene como objetivo "garantizar la igualdad de oportunidades y reducir las desigualdades". Algo que se puede conseguir a través de medidas para la eliminación de la discriminación y la potenciación e inclusión “social, económica y política de todos, independientemente de la edad, sexo, discapacidad, raza, etnia, origen, religión o estado económico o cualquier otra condición".

En este sentido, cabe señalar que en la Residencia y Centro de Día “Las Fuentes”, vamos a iniciar acciones encaminadas a conseguir este objetivo. En este sentido, el Gobierno de Aragón, junto con la organización Ecoembes, ha puesto en marcha el proyecto “Terceros en edad, primeros en reciclar”, al que ya nos referimos en una anterior noticia por la participación de las personas mayores usuarias del Hogar y Centro de Día “San José” de Zaragoza, gestionado y dirigido también por nuestra entidad, proyecto al que se suman ahora con gran ilusión los usuarios/as de “Las Fuentes”.

Se trata de un proyecto con gran valor social y ambiental, y, por tanto, enfocado al desarrollo sostenible. La idea es desarrollar actividades de concienciación sobre residuos y reciclaje dirigidas específicamente a los mayores. También, se busca sorprender a las personas mayores a través de actividades divertidas y novedosas que les hagan reflexionar y tomar conciencia de un desarrollo socioeconómico más humano.

Con este proyecto medioambiental, se potenciarán todavía más las actividades intergeneracionales, pudiendo colaborar las personas mayores usuarias del servicio, junto a sus nietos/as, hijos/as, o menores de colegios del entorno, potenciando mutuamente su colaboración en el reciclaje y fomentando la cohesión social.

A nivel social, también debemos reflexionar sobre las prácticas, lecciones aprendidas y el progreso alcanzado en la eliminación de las desigualdades a las que hacen frente las personas de edad avanzada.

En relación a la vejez, desgraciadamente los estereotipos afianzados generan prejuicios negativos en sectores poblacionales más jóvenes, tales como que la población mayor constituye un grupo homogéneo, con tendencias depresivas, falta de intereses e ilusión, entre otros.

Desde este centro, seguiremos esforzándonos en erradicar estos estereotipos que afectan a la vejez, poniendo de manifiesto el potencial de belleza de los mayores, sin desmerecer su edad y mostrando una visión alternativa basada en el envejecimiento activo en centros de mayores.


Diego Martínez e Isabel Ortega
Fisioterapeuta y trabajadora social de la Residencia y Centro de Día “Las Fuentes” de Zaragoza, gestionada por FSC.