Entornos de Protección para mujeres que usan drogassobreviviendo a violencias, “Metzineres”

Este proyecto fue puesto en marcha y financiado por la Fundación Salud y Comunidad desde 2016 hasta 2018. Desde Junio de 2018 su titularidad y responsabilidad operativa han sido transferidas a la Fundación ICEERS.

El proyecto propone un planteamiento holístico e individualizado a las especificidades de mujeres que usan drogas sobreviviendo a violencias, teniendo en cuenta las barreras y vacíos institucionales a las que deben hacer frente en la transición por los diferentes estadios de la recuperación, así como sus capacidades, intereses y expectativas.

Mediante un modelo de intervención innovador dirigido a evitar la cronificación de situaciones de exclusión, ofrece propuestas flexibles a las cuales pueden acceder de manera directa, inmediata y sin intermediaciones.

Se ofrecen tres Entornos de Protección, que se constituyen como el primer recurso de reducción de daños exclusivo para mujeres de Catalunya:

  1. “DE MOMENTO”. Entorno de cuidados, formación y recuperación;
  2. “LA OSADA”. Entorno productivo;
  3. “LA CUBIERTA”. Entorno residencial.

Cada Entorno de Protección es un espacio independiente a la vez que en interacción con el resto. Las mujeres atendidas podrán formar parte de uno o varios entornos y transitar por ellos según los diferentes momentos vitales, trayectorias de consumo y ambivalencias en expectativas, inquietudes, intereses y necesidades.

Objetivos

  • Proporcionar acompañamiento integral que minimice barreras de acceso al situar a las mujeres atendidas en el centro de sus procesos de recuperación, motivando el empoderamiento y mejora de su salud física, emocional y mental.
  • Ampliar la oferta de recursos y servicios comprehensivos, adecuados, accesibles y de calidad de las diferentes Redes de Atención.
  • Posicionar a estas mujeres como interlocutoras válidas a la hora de diseñar políticas públicas que, de forma directa o indirecta, puedan condicionar sus procesos de estabilización y recuperación.
  • Reducir prejuicio, estigma y discriminación que recae sobre las personas que usan drogas, y de manera específica sobre las mujeres que usan drogas sobreviviendo a violencias.

Población beneficiaria

Proporcionamos cobijo a poblaciones particulares de mujeres que usan drogas sobreviviendo violencias: sin hogar, jóvenes, adultas mayores, recién llegadas, quienes se identifican como LGTBIQ, que ejercen o han ejercido sexo por supervivencia, con trayectorias de encarcelamiento y/o están lidiando con situaciones de mala salud física o mental, o de diversidad funcional, entre otras. Estas mujeres sobreviven diariamente a violencias muy diversas, como las machistas, las propias del mundo del tráfico de drogas o las ambientales, entre otras.